miércoles, diciembre 15, 2010

Operación Jamelgo

por: Zerolito

Con este nombre me referiré a partir de ahora al plan que voy a pergeñar para tratar de salir del ostracismo atlético. Tras una temporada estupenda en la que todo fue rodado, ésta es la tercera vez que comienzo la pretemporada. Primero quise alargarla suavemente tras un descanso después del GTP. No funcionó. Luego diversos asuntos personales me tuvieron parado dos semanas en octubre. Vale. Pero ahora resulta que he cumplido 21 días, sí, tres semanas completas sin correr un metro. Desde que comencé a trotar allá por enero de 2005 nunca había parado tanto tiempo. La culpable, un ataque combinado vírico-bacteriano que me ha traído en jaque.

A lo que vamos. Los planes previos han ido cayendo como las hojas de los árboles ante los fríos días de invierno. Aranjuez no se siquiera si podré acabarla. No participaré en la media de Getafe por no estar en condiciones. Ni siquiera me veo corriendo el Mapoma. Lo único que veo, quizá por lejano, es el Maratón Alpino y el GTP v2.

No penséis que estoy desmotivado. Que no me vea participando en carreras no significa que no quiera volver a correr. De hecho es lo que me apetece hacer: volver al mundo del trotón. Pero sin la "presión" de las marcas, de los resultados. Para coger perspectiva y por si sirve como referencia, ahí van mis datos actuales:

Septiembre: 94km
Octubre: 105km
Noviembre: 79km
Diciembre: 7km (hechos ayer)
Peso: 84.x (la x fluctua entre el 0 y el 8, pongamos un 84.4 entonces)

Números pírricos. Pero en estas estoy. Tratando de escrudiñar qué hacer, qué camino seguir, que me lleve a volver a coger el pulso a esta sana y gratificante actividad que es correr. Mi idea es simple: seguir saliendo 3 ó 4 días por semana, recobrar el gusto y la deliciosa rutina de correr y ya veremos. Probablemente este parón de ahora me venga bien a final de temporada... o al inicio de la que viene. Soy un corredor de fondo y mi objetivo es seguir haciendo deporte hasta los restos, no conseguir determinada marca o ser finisher en nosedónde. Aunque si se pone a tiro ese nosedónde -que sí que sé dónde está- pues no te digo yo que no...

Espabila, Zero. Estás volviendo a tener pájaros en la cabeza y sabes que ahora mismo es imposible ese rollo de nosedónde. Como decía Juan Salvador Gaviota: "empecemos por el vuelo horizontal". Ayer, 7km a 6:15/km, con náuseas y malestar por los antibióticos que ¡por fin! he terminado de tomar. Comienza la Operación Jamelgo. Sigan atentos.

martes, noviembre 23, 2010

Operación Galgo

por: Zerolito

Llevaba dos borradores escritos y otra entrada por incluir. Pensaba hablar sobre el Cross del Pinar donde participaron los colegios del Distrito Latina. También sobre mi situación de eterna pretemporada. Sobre la maldita gripe -o lo que sea- que me ha tenido parado y destrozado física y moralmente las últimas tres semanas y a la que espero rematar mañana con mi última toma de antibiótico.

Pero no, ahora mismo es difícil sustraerse a la Operación Galgo, nombre más que acertado para detener a los tramposos que utilizan bastante más que macarrones con tomate para mejorar su rendimiento. Y más cuando el nombre de Marta Domínguez (ya no irá en negrita) ha quedado manchado para siempre por la tenencia de sustancias dopantes en su domicilio. Vaya tela.

Reconozco que, a pesar de ser un corredor popular, no sigo con demasiada pasión las aventuras de los atletas profesionales. Creo más en el deporte por mero disfrute, lo cual no quita para que la mayoría de los nombres que han salido a la luz estos días me sean más que conocidos. Cercanos hasta el punto de haber tenido un par de años una foto de Marta en mi trabajo. Toma jeroma.

Ahora creo que deberían pasar un par de cosas:

Primero: llegar hasta el final en el entramado ilegal de esta red de mafiosos, tramposos y falsos médicos. Castigos ejemplares no sólo a las afamadas estrellas del tartán, que deberían incluso reparar el daño moral hecho al ser modelos para los jóvenes. También inhabilitación para ejercer la medicina a esa gentuza sin escrúpulos, más que reincidente.

Segundo: a colación de lo anterior, limpieza en una Federación que ha sido tibia, si no complaciente, con estas actitudes. Que quede claro que buscamos un deporte limpio, sin trampa, donde el talento y el esfuerzo personal sean la clave de los triunfos. Me da rabia que la Federación Española tenga fama internacional por la actitud tan relajada que ha mantenido contra el dopaje. Tolerancia CERO. ¿Recordáis el caso del tal Juanito que se nacionalizó español para competir dopado hasta las cejas en esquí de fondo 2002?

Es triste pensar -y prácticamente tener la certeza- de que si ahora pasaran los controles anti-doping las figuras deportivas de antaño es muy probable que dieran positivo. El deporte mediático se ha convertido en una loca carrera entre médicos y policía, entre tramposos que buscan atajos y gente decente. Y ¿por qué hemos llegado a ella?

Yo lo que veo es que vivimos en una sociedad en la que sólo priman los resultados. Nadie valora el esfuerzo, la dedicación, el tesón diario. Únicamente importan los éxitos y si pueden ser épicos y contra toda lógica, mejor. El españolito que, contra todo pronóstico, es campeón de Fórmula 1 en un par de años con una escudería sin mucho pedigrí. El tenista que, pese a su juventud, llega al número uno. De vez en cuando, el atleta que consigue una medalla frente a etíopes, keniatas y marroquíes. Si el tenista se queda en el 7º ATP, no vale para nada. ¿Qué chupatintas del Marca puede decir que es el séptimo mejor periodista del mundo? Tú mismo (o yo) ¿estás en el top100 mundial de tu profesión? Yo, desde luego, no. Piénsalo.

Más ejemplos: si volviéramos de una olimpiada sin ninguna medalla pero con un finalista en todas las pruebas ¿sería un éxito o un fracaso? Para el 90% de la población, lo último. Probablemente muchos inducidos por leer al paparruchas del Marca, los que piensan que Abraham Olano era un matao que no sabía montar en bici, el pobre. Ya. Pero llegar repletos de décimos puestos significaría que tendríamos a un compatriota como uno de los mejores en cada una de las disciplinas. ¿Qué valoras más? ¡Vivan los diplomas olímpicos!

Para terminar, una perla. Aquí podéis leer un artículo del diario El País, fechado en 1985, donde se explica claramente la labor del médico Eufemiano Fuentes en la búsqueda de un mayor rendimiento deportivo de los atletas españoles. Todo ello auspiciado por la Federación. También salen nombres como Pascua y Odriozola en la trama. De aquellos polvos, estos lodos. Dos perlas, de Fuentes y de Pascua, para motivaros a leer y a pensar:

Eufemiano: "[...]Ahora que ya estamos convencidos de que no es posible dar positivo, entre otras cosas porque no suministramos ninguna sustancia prohibida, ya se lo facilitamos a los atletas[...]"
"Lanzar 18 metros en peso", dice Pascua Piqueras, "es posible dentro de las normales capacidades humanas. Pero para llegar más allá de 20 metros hace falta algo más que tener un buen brazo".
Mientras tanto, esperamos la declaración de Odriozola y la video-conferencia de Marta. Seguiremos atentos. Yo, para empezar, he explicado a mis hijos que han pillado a unos tramposos tomando drogas para correr más rápido y ganar en las carreras.

[PD] He cambiado el título del post, aparecía el de uno de mis antiguos borradores: "Paciencia". Debe ser la falta de maña. O de EPO.

martes, noviembre 16, 2010

Como Alcalde vuestro que soy...

por: Zerolito


Como Alcalde vuestro que soy... os debo una explicación y esta explicación que os debo os la voy a pagar [...]

Así, parafraseando al genial Pepe Isbert bajo la dirección del también tristemente desaparecido Berlanga, decido volver a poner el pie por esta casa. Porque aunque este no sea más que un rincón olvidado de la red, el pensar que haya gente que como Juanqui (gracias por tu comentario) encuentre interesante este blog, o que otros muchos amigos que nos han seguido a lo largo de estos años dejen de tener noticias de este grupejo de corredores sin una explicación, pues como que no puede ser.

Este otoño ha sido convulso en lo personal. En el tema del correr -que yo creo va ligado al anterior- tampoco lo he tenido claro. Dudaba de todo: sobre mi estado de forma, sobre si debería descansar algo más o ponerme las pilas, sobre qué objetivos afrontar, sobre cómo plantearme el año, el día a día, los entrenos. Ay, los entrenos. Este año tengo más difícil que otros el encontrar ese hueco para salir a trotar. Quedaban sólo las noches y cada vez da más pereza, por el cansancio acumulado, la falta de luz y el frío.

El caso es que he estado corriendo pero sólo por correr, sorteando con mi torpeza habitual las dificultades que la vida nos va colocando en el camino. Y no es fácil. A pesar de liberarme de objetivos, de presiones, de metas, del sobreesfuerzo que implica llevar una planificación, de estar cada vez más desenganchado al mundillo del nuevo rúner del que me siento ajeno, parece que estoy perdido en mi propio camino.

Por cierto, me he apuntado a Aranjuez. Supongo que es una costumbre, como las torrijas en primavera o las castañas asadas con los fríos. Pero no voy a seguir ningún plan ni ná, saldré a lo que salga.

Daré tiempo al tiempo. Sigo con mentalidad de pretemporada y no pediré el oro y el moro al Sr. Marshall, no sea que pase de largo otra vez y me quede con cara de bobo y desilusionado. Hoy, por fin, espero hacer un rodajito suave. A recuperar sensaciones. Correr mola.

Si has leído hasta aquí no se si darte las gracias o recomendarte ir al psicólogo. Bueno, mejor iré yo. Hasta pronto -espero, será buena señal-.

martes, octubre 19, 2010

XXX Carrera de la ciencia

por: BassRunner

El pasado domingo tuvo lugar la trigésima carrera de la ciencia. Una carrera que me gusta correr... no es para nada favorable (hablan de que haces un par de minutos más que en otros diezmiles) y quizá sea por eso, o porque me parece que está bien organizada. La cuestión es que está marcada siempre en mi calendario.
Este año, en vista del estado en que me encuentro, me presenté con la intención de bajar de 50'. Una marca alejada de las de otros años pero...
La carrera la voy a hacer en compañía de Zerolito y Jordan, que también aspiran a esos tiempos, con especial atención también en (Piernas) Maite que intentará terminar la carrera en soledad (que dice es como le gusta).
En la salida dejamos atrás a (Piernas) Maite, a su ritmo, y nos lanzamos cuesta abajo con relativa calma, para no quedar pegados como sellos en la siguiente cuesta arriba. Mucha gente, como siempre, en estos primeros metros. Según me comentaron un cámara se puso en medio de la cuesta para grabar la salida y se lo llevaron por delante (¡alma de cántaro!). Al llegar a la primera cuestecilla oigo por el suelo un movil y acto seguido me trago a una chica que corría en dirección contraria tras él. Ya sabe lo que se siente chocando contra 90 kilos... la pobre quedó por el suelo un tanto aturdida.
Sin nada más que reseñar terminamos Serrano para entrar al embudo de la calle Recoletos. Este año, por culpa de las obras, ganamos dos curvas para tomar las calles del Cid y Villanueva, que son igual de estrechas que la propia Recoletos. Como cabía esperar la marcha se ralentiza mucho y pierdo a mis compañeros. Saliendo al paseo me abro en la curva para localizarlos pero no logro verlos. Zerolito, la última vez que le vi, estaba por delante así que acelero en su búsqueda.
La subida de la Castellana empieza cómoda. Me encuentro bien de piernas, con un ritmo bueno asciendo mientras miro atrás y adelante. Sigo sin ver a los compañeros así que decido continuar. "Si están detrás seguramente me pillarán. Están en mejor forma que yo" me digo.
Las fuerzas en las piernas me duran hasta el kilómetro seis. No está mal, otros años empiezo a sufrir antes. A partir de aquí a apretar los dientes. Giro en Cuzco para encontrar el siete, subo la cuesta (empinada pero corta) de Alberto Alcocer, giro en República Dominicana para tomar Príncipe de Vergara. A estas alturas la respiración suena en Dolby Sorround®.
Ascendiendo por Príncipe de Vergara escucho "¡¡Hey, Amando!!". Efectivamente, son ellos. Me comentan que incluso se pararon para buscarme... y yo p'alante... qué %&$%#.
Sin tiempo a pensarlo más Jordan pone un ritmo endiablado que ni Jesús ni yo podemos aguantar. Yo, incluso, pierdo el contacto con Jesús en varias ocasiones pero logro pillarle después de apretar dientes. Me encuentro tan agotado que creo que no llegaré con él.
Por fin rebasamos República Argentina para llegar al acceso al CSIC... y a la meta. En esos momentos, en la recta final, me sucede como en otras ocasiones: Reúno las últimas fuerzas y me lanzo al sprint. Hasta yo mismo me sorprendo que pueda hacerlo... y tras pasar la meta me pregunto "¿Para qué lo haces?" (nunca sé contestarme)
Tiempo Oficial: 52:54
Tiempo Neto: 49:58 (por poco)
Finalmente (Piernas) Maite pasó el arco con la hora cumplida.... aunque el neto fué de 57:24

lunes, octubre 04, 2010

Felicidades, Malagueta

por: Zerolito

Sin duda merecías algo así desde hace tiempo. ¿Los motivos? Porque eres...

...una buena persona, que cuida la amistad con mimo.
Un corredor que sabe lo que quiere y que lucha por ello consciente de sus propias limitaciones.
Una mano amiga que siempre está dispuesta a ayudar a quien se lo pida.
Un popular que no regatea esfuerzos para conseguir sus objetivos.
Un atleta que ama este deporte.
El Presi de los Paquetes, un Tapiero de pro...

Podría seguir, pero caería en la literatura barata. Bueno, de hecho estoy inmerso en ella. Así que voy a centrarme.

Mi amigo, el Gran Paco Malagueta, ha ganado la carrera Gambia Race, celebrada el pasado domingo 3/10 en la Casa de Campo, en su modalidad de 5km. Yo, personalmente, no puedo estar más orgulloso. Tan sólo hay un pero, y es que no pude estar en la CdC para compartir ese momento con él (yo, que me paso allí media vida... en fin) y darle un abrazo a ese cuerpecillo XXS que alberga uno de los corazones más grandes que pululan por aquí.


Montaje realizado por Canillas

Aquí el vídeo de la llegada, gentileza de CorriendoVoy.com
Aquí tenéis su emotiva crónica.

Aquí en una foto que quería colgar, el día que Chema Martínez vino a la Tapia este año, en el que posa con un puñado de paquetes.

Que yo sepa de ahí sólo Paloma, Chema y Paco han rascao podio

Enhorabuena, Malagueta. Gracias porque siendo como eres has conseguido que nosotros, tus amigos, hayamos cruzado contigo esa mágica línea del triunfo.

miércoles, septiembre 22, 2010

Reajustes

por: Zerolito

Llevo un veranito que p'a qué. Sumido en el tontunismo, o quizá frustrado porque determinadas esperanzas no se han cumplido. Voy a escribirlas, así me ayudaré a pasar página.

Podría decir que la pasada fue una temporada de éxito total, culminada con el Gran Trail de Peñalara. Hasta ahí bien. Pero llega el calor, con él los problemas para encontrar un hueco para correr, las malas sensaciones -aumento del pulso por el calor, engorde vivo, salir a trotar con 30º a las 11PM...- chocan con las ilusiones de mantener un tono óptimo durante todo el verano, época además plena de trails y carreras de montaña. Pierdo otra vez la batalla con la báscula y eso desmoraliza.

Pero yo quiero asegurar ese "estado de forma" conseguido. No quiero empezar de Zero X-D como todos los veranos. Quiero estar a tono para volver a la carga con el nuevo año. Recuperar ilusiones y objetivos. Pero la realidad es que parece que el cuerpo no está por la labor. La prueba la tuve en la Carrera de las Dehesas en la que sufrí muchísimo para poder llegar en 3h44m, crono que a pesar de estar bien me pareció insuficiente.

Y es que quizá -mejor seguro- esté exigiéndome demasiado. Soy un paquete del montón p'abajo, mis números no son para presumir y me he deslumbrado al sacarlos brillo. Por ello tomo una decisión que puede parecer contradictoria pero que estoy seguro que me llevará a buen puerto sin atajos. Voy a olvidarme del reloj, de forzar cuando salgo. Saldré a correr, a disfrutar, a trotar por placer durante un par de semanas. Seguro que con esto y la llegada del fresquito vendrán tiempos mejores. Paciencia, ven a verme... y ¡a disfrutar trotando sin más!

Justo delante queda la última sesión de la Tapia de Lloz, donde quizá juegue a hacer un 1000 apretando, y la insistencia de Pardillete y Paloma en que haga el durísimo Cross de la Pedriza. Cosa que, de hacer, me tomaría con esa tranquilidad que me he autoimpuesto y que cumpliré. Ayer, rodaje suave de una hora por la Cuña Verde, sin forzar, y disfrutando del trote con Rory Gallagher en el mp3. Mola. Quizá hoy repita, hala.

jueves, julio 29, 2010

Álbum fotográfico del Gran Trail

por: Zerolito

Aquí iré dejando las fotos y la info que vea por ahí desperdigadas del Trail, tanto mías como de mis compañeros. Una aventura así merece tener un álbum propio. ¿Cuando podré poner el diploma de finisher?


Sergio subiendo a La Campanilla, camino de la Maliciosa


Iván ídem de lo mismo


Fran, Carlos y Jorge haciendo lo propio


Reunión en Canto Cochino con nuestros amigos


Aspen y Zero en el Reventón


Enseguida llegaron Yoku y Pardi


Está contento el Pardi

Ahora, un poco de información con los controles de paso y demás, por si me da por repetir :D

POSICIÓN:
233/263
CLUB: TIERRA TRAGAME
CAT: ABM

MALICIOSA: 02:02:49
C.COCHINO: 03:29:52
C.DEHESILLA: 04:48:51
SAN BLAS: 06:30:10
MORCUERA: 08:17:45
P.PERDON: 10:44:03
REVENTON: 13:53:20
PEÑALARA: 16:25:36
LA GRANJA: 19:04:00
CASA PESCA: 23:01:58
FUENFRIA: 24:15:44
PTO.NAVAC: 25:42:32
META: 28:03:35

Cuando tengamos el diploma -¿he dicho ya que no lo tenemos?- lo pondré por aquí.

martes, julio 20, 2010

Resumen de la temporada 2009/10

por: Zerolito

Con el mes de julio empiezo una nueva hoja excel de registro de entrenamientos -la famosa Pirracas- y esto me "obliga" a echar la vista atrás y ver qué tal han ido las cosas. Pues a tenor de los números, nada mal. Sobre todo por la ausencia de lesiones, de lo que es responsable en mi opinión las aventuras por montaña, que fortalecen las piernas que no veas.

1.- Ruta

Seré breve en este campo. He rebajado mis mejores marcas en todas las distancias en las que he competido. El esquema ha sido el de siempre -¿para qué cambiar si funciona?- el cual no es otro que tratar de preparar el 10mil de Aranjuez, aprovechar ese punto de velocidad para hacer alguna media maratón y con esas empujar hasta Mapoma. Este año no he hecho la 1/2 de Madrid, así que me guardo el objetivo de sub 1h40m para el año que viene.

Aparte de esto he corrido el Maratón Solidario de Toledo (de imborrable recuerdo) un mes antes de Mapoma con una buena marca sub-4h por poquito, 3h57m.

2.- Montaña

Este año ha sido el del bautismo en los ultra-trail de montaña. Sólamente con haber hecho el Gran Trail de Peñalara habría dado por buena la temporada. Pero también he conseguido más cosas.
  • Carrera de Bustarviejo: En mi primera carrera como federado y defendiendo los colores del Tierra Trágame hice 2h32m en lugar de las 2h57m del año pasado. Rebajita de 25'... no está nada mal, no señor. Ya que no tuvo entrada propia pongo aquí un par de foticos.

Bordeando la cima de Cabeza Arcón, antes del cortafuegos. Detrás Malaika y Pardillete.

Bajando el Mondalindo, cerca ya de Bustarviejo
  • Maratón Alpino de Madrid: Mi segunda participación. Me quedé echando una mano a Locomotoro para llegar en 9h30m. Un fuera de control que sabe a victoria.
  • Gran Trail de Peñalara: La carrera fetiche de este año. La primera vez que paso de los 100km en un recorrido precioso por toda la sierra del Guadarrama. Terminar su primera edición ha sido una pasada.
  • Y fuera de categoría precisamente por la que tienen como personas, todos los entrenos que he compartido con mis amigos en las alturas guadarrameñas. Para mí esas salidas son mejores que las competiciones oficiales. Gracias por vuestra compañía, por todo lo que se aprende de vosotros tanto como deportistas como por vuestra humanidad.
Ahora, algo de grafiquitos con numerines.

Esta temporada he recorrido 1850km. Si sumamos los casi 120km del GTP rozo los 2000km corridos -o recorridos- en un año. Pero queda más mono explicado con los dibujines de la Pirracas, a pesar de no estar reflejada la kilometrada del trail.
  • Kilómetros recorridos
Como siempre, el volumen de km semanal no ha sido elevado, pero sí suficiente para coger forma y no lesionarse. Al principio de temporada menos km con series, en la mitad rodajes vivos y al final montaña.

La mayoría de las semanas entre 30 y 50km. Sólo 8 semanas superan los 50 y 16 no llegan a los 30.


En la primera mitad del año más intensidad, en la segunda más volumen.
  • Ritmos
Como se ve claramente, lo que más he hecho es rodar y rodar. A veces a buen ritmo. Por regla general he acelerado el ritmo de rodaje este año. Y he incluido el término "Rodaje Asfixiao", que como su nombre indica, son esos días en los que vas a un ritmo que deberías poder hacer con normalidad y que por algún motivo realizas con pésimas sensaciones, pulso elevado y demás malestares.


Rodar y rodar, esa es la cuestión.
  • Zapatillas
Sigo con mi política de no desechar una zapatilla por el número de km realizados sino por las sensaciones / ausencia de lesiones al utilizarlas. De esta manera tengo unas Saucony Hurricane que llevan casi 1500km... ¡y los que les quedan! Comodísimas y sin sensación de carga al utilizarlas. las Hurricane X llevan dos Mapomas y serán las del año que viene. Las Asics 2120 no las uso ya porque me van pequeñas. Si alguien las quiere son del 11 1/2 USA (un 45 o así) y están en muy buen estado a pesar de contar con casi 1000km.

También cabe señalar que he rodado muchísimo con las Trabuco de las suelas despegadas del MAM del año pasado. El Pattex Total Repair es una pasada. Ha pegado las suelas perfectamente al DuoMax y me ha permitido usar las zapas en infinidad de rodajes en la Casa de Campo. Las DSTrainer -Gel Fofito también tuvieron su oportunidad al principio de la temporada, si bien no las usé como preveía para rodajes rápidos por la Casa de Campo. A ver si el año que viene...


Incluí las North Face aunque no las uso para correr
  • Peso
La historia de siempre. Si bien esta temporada conseguí mantener el peso en "sólo" +3kg en verano, lo cierto es que no bajo de 81kg ni de coña. El rango va de 85.x de máximo al 81 pelao de mínimo. ¿Merecerá la pena ponerse a plan? En fin, aquí mis vergüenzas con la báscula.


Zero, si pesaras 65kg ganarías carreras de montaña... o casi. (Yoku dixit)

Pues ale, resumen hecho. A otra cosa, mariposa. Aún es pronto para plantearse cosas para la temporada que viene, si bien me gustaría hacer un sub-7h en el MAM y esa segunda edición del GTP... a ver qué tal sale todo.

lunes, julio 19, 2010

Estadísticas Mapoma 2010

por: Zerolito

Siempre he pensado que estos números necesitaban un post aparte. Así que con retraso ahí van las estadísticas del Mapoma 2010 y un somero análisis, ya que tras tanto tiempo no tiene demasiado sentido abundar en el tema.

Clasificación General


Claramente en la primera mitad de la tabla, tanto por la general como por categoría, y saliendo en el mogollón. Bien.

Posiciones y ritmo medio


Aquí está la evolución de la posición en la carrera. Perdí unas pocas posiciones en la media maratón y a partir de ahí adelante a más de 1500 corredores. Esto no se debe a que yo sea la caña, sino a mi forma de correr estas pruebas. Apuesto por un ritmo constante más que por vaciarme al principio y arriesgarme a un mazazo al final. Además el calor hizo estragos en el pelotón y eso se ve reflejado en estos números. Y pude hacer unos segundos menos en la segunda mitad del maratón que en la primera.

Intervalos


Aquí se puede ver el ritmo que llevé en cada tramo (la diagonal) y cómo influyó en el resultado final de 5:26/km. Caben destacar dos cosas:

  • El ritmo lento que nos planteamos en la primera mitad. El calor apareció y nos pareció buena idea permanecer conservadores. Cuando llegamos a la media maratón en 1h55m yo estaba ya resignado a no poder llegar a las 3h50m. Pero me equivoqué y pude doblar, de lo que me alegro.
  • El final, espoleado por el ansia por terminar de pasarlo mal, con la compañía de Bassrunner y Paloma, los ánimos de los paquetillos y ver cómo no haces más que adelantar gente. Me parece increíble terminar a 4:47/km, máxime cuando el primer kilómetro y medio es en subida y, sobre todo, llevaba ya 40km de paliza para el cuerpo.
Pues hala, ya he cumplido con esta. A ver qué más me queda por poner antes de empezar la temporada 2010/11.

miércoles, julio 07, 2010

Gran Trail de Peñalara

por: Zerolito

A mi querido primo Carlos, cuyo recuerdo me acompañó en todo momento. How I wish you were here, Pink Floyd.
El Gran Trail de Peñalara. Me parece increíble haber hecho esta salvajada, esta prueba tan dura, después de planificarla, vivirla, entrenarla... y no haber escrito nada en este blog sobre ella. Era el objetivo de la temporada, la fecha marcada en rojo en el calendario, y ahora puedo contaros que sí, que he sido capaz de completarla.


Impresionante perfil del Gran Trail de Peñalara

Sinceramente no me encuentro con fuerzas para detallar lo vivido allí. He compartido una jornada durísima con mis amigos de Los Paquetes, de UO2 y de mi club, el Tierra Trágame. Ha sido más que intenso, diría que ultraconcentrado, y no puedo extraer una crónica ordenada de la maraña de pensamientos y sentimientos que llevo incrustados en el centro del alma y que sólo los que han estado allí comprenderían en su plenitud. Duro físicamente como el granito guadarrameño y de una intensidad humana y psicológica tremenda. Algunos amigos tuvieron que dejarlo a lo largo del recorrido y otros conseguimos completar la ruta. Pero todos hicimos gala de nuestro tesón, arrojo y valentía al enfrentarnos a una carrera de dimensiones brutales. A saber:
  • 110km de recorrido (resultaron ser casi 120km por errores de medición) por toda la sierra del Guadarrama.
  • 5100m de desnivel positivo (vulgo cuesta arriba), 10200m de acumulado.
  • 30h para completarlo.
  • Cimas emblemáticas: La Maliciosa, Puerto del Reventón, Cresta de Claveles y Peñalara, La Fuenfría...
  • Pueblos de interés: Navacerrada Pueblo (salida y meta) y Puerto, Rascafría, La Granja, Valsaín.
  • Zonas de interés: La Barranca (Navacerrada), Canto Cochino (Pedriza), Puerto de la Morcuera, Las Presillas y el Paular (Rascafría), pinares de Valsaín, Boca del Asno...

Mapa del recorrido del Trail -línea roja- que coincide, curiosamente, con la silueta del Rey de Bastos. Muy adecuado.

Prácticamente todos debutábamos en este tipo de carreras, y los nervios, el miedo y la ilusión fluían a raudales. Éramos guerreros antes de una batalla. Delante de nosotros acechaba el enemigo: la brutal carrera agazapada y en silencio, pacientemente esperando, como lo hacen las montañas. Era una lucha contra el tiempo pero no contra el crono. Con la distancia medida no en metros sino en lugares. Tantos kilómetros, tantas cuestas, tantas horas te van minando las fuerzas y el ánimo y sólo los más fuertes en ambos aspectos -sobre todo en el segundo- pueden vencer si les acompaña la suerte.


Foto de salida, aunque falta algún protagonista

Poco a poco fuimos separándonos. Por delante iban CyT, Cabesc, Malaika y Sergio. En el pelotón estábamos Yoku, Pardillete, Aspen, Locomotoro, Darth Vader, Guille, Bandoneón, Silvestre y yo. Las miles de incidencias de la carrera hicieron que del pelotón sólo llegáramos a la meta Yoku, Pardi, Aspen y yo. En una carrera con 550 participantes sólo 260 logramos llegar, lo que os puede dar una idea de la extrema dureza de la misma.

Llegados al primer punto de control serio, Canto Cochino en La Pedriz, donde una nutrida presencia paquetil nos dio unos ánimos que agradecimos enormemente. Allí se formó el cuarteto mágico que consiguió el objetivo: Fran, Jorge, Juan y yo salimos y estuvimos juntos prácticamente toda la prueba. Sólo cuando Fran decició descolgarse en la Boca del Asno nos separamos, aunque la alegría de verle de vuelta en el último control de Navacerrada fue para mí tan inmensa como la de cruzar la meta con mis otros dos compañeros de viaje. Pero no adelantemos acontecimientos. Aquí os hago un somero resumen de los tramos:
  1. Navacerrada -> Maliciosa -> Canto Cochino: Frío, niebla y lluvia nos acompañan. Las fuerzas intactas y el ánimo intacto. Alegría al llegar bien de tiempo al control y reunirnos prácticamente todos en CantoCo, junto a los amigos que nos visitaron.
  2. Canto Cochino -> Dehesilla -> Puerto de la Morcuera: Horroroso, desmoralizante, terríblemente desgastador, más largo de lo previsto y durísimo por el calor. Perdemos todo lo ganado y llegamos exhaustos al puerto de la Morcuera.
  3. Morcuera-> Las Presillas (Rascafría): En la bajada tratamos de recuperar el ánimo y las fuerzas. Trotamos un poco y llegamos bien, aunque muy cansados ya y con las primeras ampollas en los pies. Empiezan mis problemas estomacales que me atormentaron durante toda la jornada hasta el punto de dejar de comer y beber para estabilizar el estómago, con el riesgo de quedarme sin fuerzas en cualquier momento.
  4. Las Presillas -> Rascafría -> Puerto del Reventón: La tendida subida a este gigantesco puerto de 2037m nos desgasta mucho. Se agudizan los dolores de estómago y sensación de malestar. Desde antes de Morcuera hasta aquí he tenido una lucha feroz contra miles de tentaciones de abandonar la carrera. Oímos el gol de España a Paraguay.
  5. Puerto del Reventón -> Peñalara: Ya de noche es espectacular el reguero de lucecitas blancas y rojas por Peñalara. En grupo con más gente para pasar por tramos incómodos al principio y muy duros al final. La cresta de Claveles por la noche, en mi insensatez, me pareció divertida aunque fue peligrosa. Los pies duelen muchísimo, lo que hace que mis pasosno sean lo "ágiles" que acostumbran pero no perdí la sensación de seguridad en ningún momento.
  6. Peñalara -> La Granja: El dolor de pies es descomunal. Cada paso es fuego puro por la salvaje bajada de Peñalara. Aspen y yo nos despegamos porque el dolor me impide andar a otro ritmo que no sea el mío. Yoku y Pardi se quedan por detrás pero nos reunimos delante de un caldo caliente en La Granja. Recojo la cena y la ropa seca en el tenderete de mi club, Tierra Trágame, junto a más caldo y cocacola. Mil gracias, compañeros. Guille, que se ha retirado, informa que tenemos a poco más de 200 corredores por delante, y nos parece increíble.
  7. La Granja -> Fuenfría: Aquí nos la jugamos ya que vamos justos de tiempo en todos los controles. El cansancio hace mella, vamos semidormidos y torpes remontando el Eresma. En la Boca del Asno Yoku nos exhorta a que le dejemos descansar y nos vayamos. Estamos agotados y decidimos dormitar un rato sentados en el mismo camino. Nos despertamos a los 20' y Yoku insiste en que le dejemos, que se retira. Le dejamos allí, con una tristeza enorme. Yo creí en serio que iba a dormir y hacer auto-stop hasta Navacerrada, le veía mal y me tragué el farol, aunque mis compañeros no y pensaban que continuaría, como así fue. La subida a Fuenfría se hace por las pendientes asesinas de los arrastraderos de troncos. Dolor. No olvidaré la hermosísima luz del amanecer entre los pinares ni las criminales subidas. Un trago de deliciosa y fresca agua al llegar a la Fuenfría para celebrar que, por primera vez en 22h de trayecto, estoy convencido de que acabaremos el trail.
  8. Fuenfría -> Puerto de Navacerrada: Con la tranquilidad que da el saber que vas a llegar hacemos la Senda de Cospes, enlazamos con el Schmidt y llegamos al puerto de Navacerrada, donde tenemos que bajar al Albergue de Peñalara, 500m más abajo. Allí celebramos que nuestro triunfo está cerca y nos avituallamos pero bien. La alegría mayúscula estaba esperando.
  9. Puerto de Navacerrada -> Navacerrada: Mientras remontamos la cuesta para volver al puerto vemos acercarse a Yoku. La alegría es indescriptible y el orgullo que siento al ver a este ser humano deshecho por el dolor, el cansancio y la fatiga sobreponerse contra toda lógica es tan grande como la determinación y el esfuerzo mental que ha tenido que realizar para salir de Boca del Asno y afrontar la prueba en solitario. ¡Bravo, Fran! El subidón es enorme, nos despedimos con una sonrisa enorme en el alma y nos acercamos a meta. Primero por la tortuosa Senda de las Cabrillas donde nuestros lacerados pies sufren lo indecible y luego por la amable pero interminable pista a Navacerrada. Nos animamos a trotar en tramos y vemos a Ibki que va al encuentro de Yoku, lo que le ayudará a llegar. Al trotar adelantamos a corredores que felicitamos por su gesta, que bien que lo merecen.
  10. Navacerrada -> Meta: Llegamos a la meta tras un día, cuatro horas y 3 minutos de darle cera al cuerpo -se dice pronto pero párate un momento a pensarlo-. Allí nos esperan la familia de Jorge, la mía y unos amigos que han venido a vernos. Besos, abrazos y una enorme felicidad al traspasar con mis compañeros Juan y Jorge la meta de este trail y saber que poco después lo haría Fran.
Aquí os dejo las fotos de la entrada en meta, hechas por la hija de Jorge.


Siempre quisimos entrar con una sonrisa en la meta


Y así lo hicimos, aunque no se vea


El instante mágico

En otro post espero detallar más sobre la carrera. Hay para escribir un libro. Todas las sensaciones se magnifican ante un reto como éste. El dolor, el abatimiento, el coraje, la fuerza, la alegría, la desesperación, el compañerismo, el instinto de supervivencia, el hastío, la amistad, el orgullo... se amontonan en una argamasa que invade tu cuerpo mientras está sometido a un esfuerzo enorme. Aún así menor que la dura prueba a la que se enfrenta la mente, que es la que inclina finalmente la balanza a uno u otro lado.

Enhorabuena a todos los valientes que se atrevieron a ponerse en la línea de salida de esta bicharraca. Tenéis todo mi reconocimiento sea cual sea el resultado. Y una mención especial a mis compañeros de viaje: Fran, Jorge y Juan, que se han ganado un cachito de mi corazón para siempre al compartir conmigo tanto y tan grande. Se os quiere y admira.

martes, junio 15, 2010

Maratón Alpino Madrileño 2010

por: Zerolito

Tengo una extraña sensación, entre pereza y vergüenza, por el parón en el que se ha sumido el blog tras el MAPOMA. Pero claro, ahora es inexcusable. Disculpas si habéis echado de menos -cosa extraña- estas líneas. Intentaré hacer un resumen previo a esta cita en otro post pero no quiero mezclar, así que éste lo dedicaré por entero al MAM.
Tras el último entrenamiento que fue una boda el sábado tarde, cena y baile por la noche, y dormir poco, por fin llegó el día. La salida del Maratón Alpino Madrileño 2010. Con diferencia mi carrera favorita, por la que merece la pena entrenar y soñar. Nos conjuramos en la salida un grupete de seis paquetillos que, radiantes, posamos para esta foto. También vimos por allí a Josito, Malaika, Sergio y Marina, que harían el Telégrafo y vinieron a darnos ánimos -gracias- y nos miraban con un puntito de envidia, creo yo.


Plantilla paquetil del MAM 2010: Pardillete, Locomotoro, Zero, Ibki, Darth Vader y agachado Aspen. ¿Soy el único que piensa que la camiseta me queda algo grande?

El día amaneció gris. Buena temperatura, nada de viento. Las previsiones no eran halagüeñas en las cumbres, con posibilidad de recortes en el recorrido que por fortuna no ocurrieron. Tras los saludos y risas dan la salida y nos encaminamos en búsqueda de un sueño. Aspen e Ibki tenían más prisa por alcanzarlo, con lo que nos quedamos cuatro. Y yo con la labor de hacer de escudero de Locomotoro y ayudarle en lo que pueda.

Cotos - Un paseo por Las Nubes

Empezamos animosamente. Tenemos el maravilloso placer de ver un joven corzo cruzar por delante nuestra. Es la primera vez que veo uno en el Guadarrama. Lo doy como una buena señal. Darth se pone muchas veces al frente a trotar en los llanos. Le veo muy bien y fuerte, y me alegra sobremanera. Pardi va con su elegancia habitual y Loco con su que pin que pan toma lacasitos. Todo en orden. Llegamos a Navacerrada -primer avituallamiento- con un tiempo similar al mío del año pasado. Fenomenal. Comemos, bebemos y nos abrigamos para la subida a Guarramillas, coronada por las nubes y el viento. Subida incómoda y dura, fea donde las haya salvo por el precioso paisaje que se abre a ambos lados según ganamos altura. La bajada por la Loma del Noruego la hacemos muy despacio pero sin percances. Le cojo los bastones a Loco para que baje más cómodo. Llegamos a Cotos donde nos esperan Lander y Lola, Pronador y Jordan, que nos colman de ánimos y nos alegran la mañana. Gracias, chicos.

Peñalara - La sombra del escoba es alargada

Atacamos la ascensión por Citores con el mismo ánimo. Pardi y Darth van siempre por delante. Yo voy más cerca de Loco. A estas alturas es evidente que el cansancio y el descontrol de cuerpo producto de la boda del día anterior hacen que no esté lo fresco que debiera. Aún así corono fácil nuestro techo entre la niebla y hacemos el descenso con cuidado. Nos cruzamos con los escobas que suben y nos dicen que vamos muy justos de tiempo (?) , cosa que no nos cuadra ya que íbamos bastante bien. Este hecho pone un poco nerviosos a mis compañeros.

No se nos olvida que Loco se esguinzó en Dos Hermanas la última vez que pasamos por allí. Javi empieza a tener problemas musculares pero va bajando como puede. Me pongo a bajar en cabeza, trotando, sin forzar. Despacito llegamos a Cotos, donde el pobre Loco se tiene que tumbar a que le den masajes. El vasto interno, dicen. O el basto de fuera. El caso es que ahí comenzaron los problemas musculares para el bueno de Javi, que no cesaron hasta llegar a meta.

Cabeza Menor - El Retorno del Rey

Vamos a tratar de arañar tiempo y corremos en el tramo hasta la base de Cabezas. Perdemos en ocasiones a Locomotoro, que va muy justo. Esperamos en el avituallamiento extra a pies de Cabezas y tras unos minutos llega. No sabe si volver a Cotos o no. Duda por el dolor que tiene y porque sabe lo que le espera. Nos ponemos en marcha y se queda unos metros atrás. Por delante Pardi y Darth que suben con ganas y fuerza. A mí estos tubos se me atragantan y voy boqueando, sudando la gota gorda y totalmente doblado en un afán triste por avanzar. Empiezan mis famosos gemidos para desespero de mis aguerridos compañeros. Tengo el estómago revuelto, "¿será la dichosa merluza de ayer, el chuletón o la mezcla?" . Pero hasta los tubitos tienen fin y llegamos a la antecima de Cabeza Menor donde nos esperan dos buenas noticias.

La primera es que no subimos "haciendo un recto" a la cima sino que la bordeamos por detrás. Aún siendo dura no tiene nada que ver con los terribles bloques de granito en los que hay que trepar por donde se pueda. La segunda y más importante: Loco está unos metros más abajo. Todo pundonor y coraje, lucha y determinación, ha sabido sobreponerse al dolor y está llegando al avituallamiento y control. Nuestros gritos de felicidad y ánimos inundan el valle de la Angostura. Lo que ha hecho es de quitarse el sombrero y toda una lección. Lo veo meridianamente claro: no me despegaré de él en el resto de la carrera. Este tipo merece llegar a la meta con todos los honores y voy a hacer lo posible porque sea así.

Cuerda Larga - La Historia Interminable

Coronamos Cabeza Menor y empieza la técnica bajada de la misma, en la que Darth y Pardi van por delante. Espero a Loco que va detrás: las bajadas no son lo suyo, y más ahora que está atenazado muscularmente. Veo que hay mucha distancia entre los primeros y él, y bajo al collado -¡por fin hago una bajada sin el freno de mano puesto!- donde me esperan estos dos fieras. Comentamos que vamos muy justos de tiempo y les animo a que luchen por su primer MAM. Estaba segurísimo de que conseguirían llegar con tiempo de sobra, y si Javi se recuperaba teníamos una oportunidad para intentarlo nosotros. Así que separamos nuestros caminos deseándonos lo mejor y rápidamente desaparecen por Valdemartín.

Llegamos Loco y yo al punto terrible: la bajada de Bola con su pedregal insano y su pendiente demencial. Pero Loco lo hace increíblemente bien y llegamos al puerto de Navacerrada en medio del diluvio universal, porque claro... la lluvia también quiere saludar. Cruzo la calle y oigo un grito de dolor: a Loco le ha crujido otra vez la pierna. Cojea. Los voluntarios nos rodean y nos ofrecen bajarnos en coche. Miro a Javi, está desolado pero tras unos minutos decide continuar y acabar el MAM. Yo con él, por supuesto. Queda una hora para llegar y parece claro que no lograremos entrar en 9h pero sí que llegaríamos un ratico después.

Cercedilla - Sonrisas y lágrimas

Nos acompañan los escobas de la carrera con quienes hablamos amigablemente. No nos quitan el dorsal -gracias- y nos acompañarán hasta la meta. Locomotoro sigue luchando, cada paso duele y es sobrecogedor saber por el sufrimiento que está pasando. Yo trato de animarle como puedo pero no puedo correr por él, esa es su tarea y en lo que se está dejando la piel.

Otro susto gordo con parada y réflex incluido a 1km escaso de meta a la que llegamos, ya desmontada, en 9h28m. Da igual el crono. La lección de coraje y valentía de este hombretón ha sido tan grande que eclipsa un detallito sin importancia como ese. Nos fundimos en un abrazo con Carlos y Jorge que han conseguido su objetivo de entrar en tiempo ¡BIEN! Además Ibki y Aspen han terminado fenomenal, con cronos de 7h15m el primero y unas estratosféricas 5h46m el elfo toledano. Nos encontramos con Mina, a la que agradecemos que se desviva por la mejor carrera del mundo, sin duda. Seguimos de charleta hasta que, sin ducharnos ni ná -salvo Jorge, elegante siempre- vamos al bar más cercano, donde ¡otra vez sorpresa- los voluntarios de la carrera nos dan cuatro bocadillos. Millones de gracias.

Querría acabar diciendo que esta carrera es inigualable. Por el recorrido, tan duro como bello. Por su organización volcada en el corredor, en su seguridad y en su disfrute, en hacérselo fácil en el terreno más difícil. Una balización del recorrido perfecta, realizada el día anterior con durísimas condiciones meteorológicas. Había zonas en las que, quizá por las previsiones de niebla, las marcas estaban separadas apenas 3 ó 4 metros unas de otras. Una prueba en la que los voluntarios deberían ser elevados a los altares por su comportamiento, por el apoyo que nos dan, por desvivirse por todos y cada uno de nosotros. Un club, el Tierra Trágame, que se afana en que este maratón sea una fiesta. Un club del que yo, un recién llegado, estoy más que orgulloso de pertenecer. Gracias de corazón por vuestro trabajo.

Este maratón alpino ha sido una experiencia personal increíble.

martes, abril 27, 2010

XXXIII Maratón de Madrid - 2010

por: Zerolito

Mientras corría pensaba que era la carrera más dura que había hecho nunca. Intentaré explicarlo en unos pocos cientos de líneas :D y dejaré las reflexiones sobre la prueba en sí para otro artículo.


Y todo tiene que ver con las múltiples incógnitas de partida. Me explico:
  • La preparación ha sido atípica. Desde que me enrolé en la increíble experiencia del Maratón Solidario de Toledo tuve apenas tiempo de recuperarme físicamente y meter unas pocas semanas de entrenamientos a ritmos rápidos (para mí) compensando de esta manera la falta global de kilómetros. Bueno, al menos eso era lo que pretendía... pero no tenía ni idea de si funcionaría para encarar dos maratones en dos meses.
  • El no haber trabajado un ritmo concreto de competición me dejaba con una sensación inusual. Saldría a bollo sin saber cómo reaccionaría mi cuerpo, sin haberlo ensayado antes en entrenamientos.
El caso es que decidí salir con un grupo importante para sentirme apoyado y sacar fuerzas de flaqueza con su compañía. El capitán era Locomotoro, que ha hecho una preparación encomiable, espectacular, y que injustamente no ha podido culminar. Con nosotros Cabesc, que siempre nos ha ayudado de una manera increíble. Se nos unen mi compañero del MAM Aspen, el gran Pardillete y el amigo Guille en una sorprendente versión silenciosa. Una buena tropa con un broche o dos más: en el km 17 se nos uniría Paloma y en el 31 Bassrunner y Santi (que finalmente no pudo venir) Como veis, el panorama era inmejorable. Aunque me faltaba el Yoku, mira tú...

Todo preparado; en la Biblioteca Nacional se da cita el Foro de ElAtleta.com, con una representación paquetil más que numerosa. Especial ilusión me hace ver compañeros que no correrán pero que quieren acompañarnos, sobre todo Pedro y Leandro, ambos con muletas. Este maratón tiene algo de especial en el ambiente previo a la carrera. No sé el qué será, pero no lo he sentido en otras pruebas.


Foto de familia

Empezamos a correr a los 4 minutos de dar la salida. Enseguida nos juntamos con los corredores de la Carrera de 10km que ganó de calle el increíble Gebrselassie. Era alucinante verle correr Castellana abajo, sacando unos cientos de metros a sus perseguidores. ¡Qué estampa!

Rompo a sudar enseguida mientras rodamos para coger nuestro ritmo crucero. Enseguida nos damos cuenta de que el calor nos va a jugar una mala pasada y hablamos entre nosotros: hay que rebajar las expectativas más favorables, que serían buscar una marca entre 3h40m y 3h45m si no queremos que nos de un pajarón de cuidado en la segunda mitad. Y así nos planteamos un ritmillo entre 5:20 y 5:25, a priori cómodo pero que con el calor, al que no estamos acostumbrados aún, nos desgasta poco a poco.

Tras los miedos iniciales nos acercamos a la parte más agradecida de la carrera: el centro de Madrid. Se une a nosotros por unos kilómetros el gran Matraco, maratoniano reconvertido a mediofondista de pro. Tristemente no suena la tradicional Carros de Fuego en casa de Guille, por donde pasamos. Se había quemado el amplificador minutos antes. Es muy emotivo saber cómo se lo ha currado con su familia: una decoración en la fachada muy chula a base de camisetas de pruebas populares, habían colgado guirnaldas -alguna la había quitado algún gamberrete-, habían cocinado rosquillas... todo un espectáculo que los corerdores agradecimos. Gracias, Guille y familia.

Pasamos por la centenaria Gran Vía y se nos une, como un torbellino, Paloma. Está radiante, contenta de estar con nosotros, y nosotros igualmente encantados con su compañía. Me tomo un gel que no había probado en los entrenamientos. Pone que para esfuerzos de 2h de duración, así que me valdrá hasta salir de la Casa de Campo. Pasamos por Sol donde aplauden todos: mayores, niños, payos, gitanos, extranjeros, turistas... es alucinante. El trayecto por la preciosa Calle Mayor y el Palacio Real es de lo más turístico. Nos plantamos en la cuesta de Ferraz tratando de controlar nuestro ritmo, que con los vítores de los asistentes se ha incrementado. Y llegamos a la media maratón.

1h55m justos, según ForeLópez , que me canta los kilómetros antes de tiempo; no se si para animarme o para lo contrario. Un rápido análisis con Cabesc y Loco nos pone en nuestro sitio: el crono se va a ir lejos, bastante lejos de lo previsto. Sólo doblando podríamos ver unas 3h50m y esa empresa es difícil en un maratón. Más aún en Madrid. Y más aún con el azote del calor que iba haciendo mella en nuestros cuerpos.

Descenso vertiginoso por el Parque del Oeste y llegamos a la Avenida de Valladolid. Guille, que se había ido a probar fortuna por delante, se deja caer y vuelve al redil. Esta calle recta, ancha, con una terrible solana encima, parece una premonición. Hay gente que empieza a sentirse mal, yo entre ellos. Cerca de 25km recorridos, un sol de injusticia -al menos para nosotros-, cansancio y desazón por el tiempo perdido. No son buenos argumentos para razonar cuando te falta la parte más dura de la maratona.

Entramos en la Casa de Campo y allí empieza el baile. Yo me encuentro mal. El calor me afecta mucho y en cada puesto de avituallamiento me echo encima una botella de agua. Empieza a andar la gente mientras yo decido jugármela. A pesar de las malas sensaciones decido no bajar el ritmo, no mirar atrás, no preocuparme nada más que de salir pronto de la Casa de Campo, ver a Coral y a los niños, que me den la bolsa con fruta y un gel y que Bassrunner y Santi me acompañen en el final de carrera.

Poco a poco el grupo se desmembra. Cabesc ha estado enfermo toda la semana, Aspen se había ido por delante como Angeltrotón, Loco está un poco por detrás al igual que Pardi y Guille. Finalmente me quedo sólo con Paloma y llegamos al Lago, donde tantas veces ha terminado nuestros rodajes y donde ahora empieza la verdadera carrera.

Tras coronar la maldita cuesta me esfuerzo por recomponer mi triste figura. Voy cansadísimo y tocado de moral, pero no quiero que mi familia lo note. Los veo, me saludan y jalean y para mí es como un soplo de aire fresco en este tórrido desierto. Beso a Coral pero no tengo ni el más mínimo desparpajo para bromear con mis hijos, disimulando como podía mi agotamiento. Recojo la bolsa y le voy dando cosas a Bassrunner, que se une a la comitiva a modo de asistente personal. Hasta me ofrece una cervecita -previamente pactada- y que rechacé. Imaginaos cómo iba para despreciar una Mahou fresquita.

En la bajada me entero de que Arcadio se ha retirado y recuerdo que el año pasado nos vimos en este punto y finalmente consiguió bajar de 4h. Me entristece la noticia pero trato de distraer los pensamientos negativos con una compensación: el amigo Canillas, autor de las más deliciosas trufas tapieras, está ahí para darnos ánimos y fotografiarnos.

Y aquí, donde siempre, a partir del km 32, empieza el drama. El quiero y no puedo. La tragedia en forma de hecatombe física para muchos de nosotros. Hace muchos kilómetros que no me encuentro bien y sigo esforzándome, sin saber si hago o no lo correcto. No hago más que ver gente andando, tumbada, mareada. El SAMUR no para de atender a corredores destrozados por la dureza de un maratón que ha sido implacable. Bassruner lo comenta: "nunca he visto a tanta gente andando y tan mal". Y yo tampoco. ¿Seré yo el próximo? No las tenía yo todas conmigo.

Decido poner en práctica el desconecte cerebral. No quiero pensar en nada, sólo correr y mantener el ritmo hasta donde pueda. No hacemos más que adelantar gente, casi 1000 personas en los últimos 12km. Procuro no pensar sino en los siguientes kilómetros, en que poco a poco van cayendo. Busco analogías en entrenamientos cortos, en la vuelta a casa tras un duro día de entreno por las cuestas casacamperas. Y desconecto. El cuerpo dolorido me sigue respondiendo y me da ánimos para la siguiente zancada, no le puedo pedir más.

Llegamos a la parte final. Estaba deseando ver Atocha y al coger Embajadores empiezo a sentir que lo estoy consiguiendo y que tengo el maratón ahí. Las visitas de los amigos Txamo y Equis que me jalean no hacen sino reafirmarme en seguir corriendo. Y me libro de una buena: Paloma choca con un corredor y me traba el pie, haciéndome una zancadilla en toda regla. Un calambrazo recorre mi pierna izquierda -"¡AY!"- exclamo mientras cojeo tratando de recuperar el equilibrio. Afortunadamente en unas pocas zancadas el dolor desaparece para dejarme en donde estaba, corriendo a por todas.

Muy bien acompañado llegando a Atocha - foto cortesía de equis-

Adelanto a ÁngelTrotón y después a Ibki, todo un Ironman, en Alfonso XII y su temible cuesta. Está claro que hoy hemos pagado un alto precio en este maratón. La afronto con ganas, quiero subirla cuanto antes. Acorto la zancada pero mantengo el mismo ritmo, incluso lo elevo. Con determinación los fantasmas a veces se desvanecen, y pasamos el terrible escalón para seguir a ritmo en la cuesta arriba. Kilómetro 40: miro el reloj, faltan 2km y 195m y me quedan menos de 12' para acabar en 3h50m. Después de haber llegado hasta aquí me merecía ese premio, esa guinda del pastel. Y me pongo a ello con las escasas fuerzas que me quedan.

Recibo los ánimos de Jordan, Lander y sus familias que están tan ricamente en Alfonso XII. "Buen ritmo, Zero" oigo, y me empeño en seguir, en darles la razón. Visualizo la llegada sabiendo que queda una eternidad... pero finalmente llega.

Entramos al Retiro. Es cuesta abajo pero queda una eternidad. Empujo con lo poco que me queda buscando con mi mirada perdida el arco que tiene el cronómetro, oculto en una maraña de globlos, arcos y pancartas. El ánimo de la gente te lleva en volandas y finalmente traspaso la meta parando el crono en 3h49m27s, 3h49m37s según el chip. Ha sido durísimo pero el resultado está ahí. Había conseguido doblar, que en el argot no es más que hacer la segunda media maratón en el mismo tiempo que la primera. Algo que muchos dicen que en Madrid era imposible hacer, y menos con este calor. Como dijo alguien, me llena de orgullo y satisfacción...

... pero no me quita el agotamiento. Nada más cruzar la línea de meta me tengo que doblar para descargar la tensión que llevo, e inmediatamente continúo andando. Me reúno con Bassrunner (Paloma no tenía dorsal y no pudo pasar por meta) y nos tomamos la cervecita mientras esperamos a los amigos, que van llegando poco a poco. Ibki se encuentra mal y le llevamos a la sombra, junto al SAMUR. Finalmente se recuperó y salimos a saludar a las familias. Allí estaban con nosotros para celebrar otro maratón más. Nos tomamos una bien ganada cervecita y mientras se iban a casa me dirigí a ver a mis amigos paquetillos que se quedaban a comer en el Reti. Recibo felicitaciones por doquier que me abruman, no creo haber hacho más que ningún otro osado que se haya atrevido a bailar con la maratona en un día tan malo. Y me vuelvo a casa cansado, quemado por el sol, pero satisfecho por cómo he corrido hoy.

Quizá sea la carrera que se me ha hecho más dura de cuantas he corrido. En el Maratón Alpino era consciente de mis posibilidades y las fui cumpliendo, lo que me daba confianza. El domingo no tenía nada claro si iba a ser capaz de terminar como lo hice, y me costó lo indecible que mi cabeza mandara sobre un cuerpo que no respondía como esperaba. Por eso supongo que, con el tiempo, este maratón será uno de los que recuerde para siempre. Siento mucho que coincida con tantos malos momentos de tanta gente, incluidos amigos míos.

Gracias a todos por vuestros ánimos, por estar ahí. En especial a mi familia por aguantarme y quererme; a mis Correpoco Santi, Bassruner y Paloma por el apoyo incondicional; a Loco por contagiarme su determinación y entusiasmo, al grupo de lujo que formamos el gran compañero Pardillete, el semielfo Aspen, el mudito Guille, Cabesc como ayuda de lujo y a todos los que habéis estado ahí: Txamo, Matraco, equis, Pedro, Lander y familias, a todos los paquetillos sin excepción... gracias a todos por haberme ayudado tanto.

martes, abril 06, 2010

Carnet de Correpoco

por: Zerolito

Post patrocinado por Correpoco Speed Limited

En sintonía con las últimas tendencias en el mundo del correr y siguiendo los pasos de la Real Federación Española de Atletismo, os presentamos el...

¡¡¡ Tachán !!!

Carnet de Correpoco



Pulsando la emergente necesidad que subyace entre los asiduos a este provechoso rincón de la red os ofrecemos este novedoso Carnet. Simplemente tendrás que solicitar tu ingreso por correo electrónico o comentario en el post y te enviaremos la cuenta corriente en la que deberás ingresar 20€ anuales en la modalidad Correpoco Estándar, y 30€ o más -no hay límite, esto es importante- en la modalidad Correpoco Plus. En el momento en que sea efectivo el ingreso podrás considerarte un Correpoco y tu flamante Carnet te proporcionará las siguientes ventajas:
  • Personalizar tu carnet bajándote el gráfico adjunto e incluyendo tu nombre y fotografía en él. Los gastos de impresión son por cuenta del socio.
  • Podrás apuntarte a cualquier carrera popular abonando la inscripción correspondiente al organizador.
  • Te permitirá obtener descuentos de hasta el 50% (100% en la modalidad Correpoco Plus) en carreras populares gratuitas.
  • Podrás conectarte a Correpoco.blogspot.com libremente y escribir comentarios en este blog opinando sobre el post que hayas leído. Asimismo tendrás la capacidad de acceder a los links externos que desde esta página te ofrecemos, incluida la opción de escribir tú mismo la dirección que desees en el navegador.
  • Te ofrecemos la posibilidad de entrenar en la Casa de Campo, lugar donde podrás impulsar tu forma física, amén de disfrutar de los múltiples servicios que este parque ofrece a sus visitantes. Si eres de fuera de Madrid también puedes venir sin coste adicional. Eso sí, si no pudieras hacerlo siempre podrás correr en tu lugar de residencia habitual sin cuotas añadidas.
  • Acceder a la Base de Datos de Carreras Populares de los miembros de Correpoco.blogspot.com, recabando información sobre las pruebas en que hayan participado y les haya apetecido contarlo. Asímismo podrás revisar sus circuitos de entrenamientos para planificar los tuyos, modificándolos y personalizándolos para tus propios intereses.
  • Llevar un Ranking de Marcas, anotando la tuya como comentario en el post de la carrera.
  • Incluir la dirección Correpoco.Blogspot.Com como firma de tu correo electrónico y en los foros de internet donde te conectes.
  • Serás atendido por los Servicios Médicos de la Seguridad Social si sufres un percance, ya sea entrenando o en competición, en cualquier punto de la geografía nacional. Si existiera un coste en el tratamiento éste deberá ser asumido por el socio en su integridad.
Además de todos estos beneficios, en la modalidad Correpoco Plus podrás:
  • Escribir un post trimestralmente en este blog en una cuenta genérica. NOTA: los administradores del blog podrán modificar la misma por homogeneizar la línea editorial del blog -si es que existe la misma-.
  • Tendrán la posibilidad de hacerse una camiseta con el logo de Correpoco para lucirla en las carreras populares que deseen. NOTA: todos los gastos corren por cuenta del socio.
  • Inscribirse a las carreras populares como perteneciente al equipo Correpoco Plus al módico precio de 1€ adicional por carrera disputada.
Para favorecer la universalidad del Carnet de Correpoco podrás imprimírtelo y probarlo gratuitamente hasta el 30 de abril. A partir de entonces serán efectivas las tarifas en vigor.

Seguimos trabajando para obtener nuevas ventajas, como zonas VIC (Very Important Correpoco) en avituallamientos. Seréis informados de ellas en cuanto se produzcan. Mientras tanto esperamos que esta novedosa iniciativa sea del agrado de los corredores populares y asiduos al blog.

jueves, marzo 18, 2010

¿La RFEA copia a la SGAE?

por: Zerolito

El Carnet del Corredor es una iniciativa de la Real Federación Española de Atletismo (en adelante RFEA o Refea) mediante la cual se pretende... bueno, no se. A ver si desliamos un poco la madeja.

Érase una vez una Federación de Atletismo. Se preocupaba fundamentalmente de apoyar a los atletas de élite y organiza competiciones en categorías inferiores para descubrir nuevos talentos. Hasta aquí, bien.

Paralelamente coexistía un movimiento de atletismo popular en el que muchos deportistas, muchos de manera anónima, practican su afición favorita sin más pretensión. El atletismo popular ha sido históricamente ignorado, cuando no ninguneado, por la RFEA. No hablo de los atletas federados sino de la organización. Bueno, cada uno mira por sus intereses y al ser mundos distintos no pasa nada.

¿Qué ocurre ahora? Hay un boom del atletismo popular. Más bien de las carreras populares en ruta, porque yo no veo a mucha gente lanzando martillo ni saltando con pértiga. Aumenta el número de participantes en pruebas de fondo. Se incrementa el número de carreras; cada pueblo o barrio tiene una programada en sus festejos. La RFEA sigue a lo suyo, este mundillo no les dice nada y se desligan de él en vez de procurar que estos nuevos corredores se federen y participen así de un movimiento de apoyo a su deporte.

Un inciso: creo que hay tanto interés por el atletismo porque toda mi generación, la del Baby-boom, se ha puesto las pilas. El perfil del corredor actual es: varón entre 35 y 50 años que empieza a trotar para bajar su peso y colesterol tras una juventud de excesos y carente de ejercicio físico. Nivel adquisitivo medio/alto que le permite equiparse con ropa técnica y con varias zapatillas y accesorios -GPS, pulsómetro, IPod... - específicas para su actividad. Sí, yo soy uno de esos... ¿vale?

Continúo. Surgen por doquier carreras populares en las que la afluencia de corredores desbordan las expectativas. Internet se convierte en el canal donde muchos corredores comparten su afición y recaban información sobre la multitud de oferta existente. Nace el turismo-running. El precio de las inscripciones aumenta escandalosamente pero se siguen agotando rápidamente en cualquier carrera popular. Se empieza a evidenciar que en algunos casos una carrera popular es un negocio redondo. Y la RFEA empieza a verlo claro. Sobre todo ahora que azuza la crisis.

¿Qué hacemos con estas miríadas de atletas populares? En el calendario de ruta de la RFEA participaron 240000 atletas populares. No podemos, mejor dicho, no queremos integrarlos en nuestra organización. Hay gente que hace maratones en más de cuatro horas o que necesitan más de una hora para acabar una prueba en ruta de 10km. Pero hay negocio, es mucha gente. Así que mejor nos inventamos un Carnet de Corredor que, previo pago de 9 euritos anuales de ná, habilita al poseedor de algunas ventajas. Algo así como los puntos del Carreful o de las gasolineras. Y de paso me embolso un fijo de 2.160.000€ al año. ¡Viva el atletismo popular!

Y... ¿qué les damos a cambio?

  • En vez de integrarte en la Federación crean un ente ficticio, sin contenido, a medio camino entre estar federado e ir por libre. Pagas a la RFEA pero no eres un atleta federado, eres sólo un corredor. Como si necesitases de su bendición para ser o sentirte un corredor y precisaras un carnet. Y como no eres un corredor federado no podrás participar en controles federativos ni pruebas específicas para ellos. Que eres sólo un corredor.
  • En lugar de favorecer el acceso a las pistas de atletismo (que eso sí que interesaría a un corredor) te dan puntos por las carreras en las que participes que estén adscritas al programa. Un programa de fidelización como los cupones de SPAR. Y tras unas 30 carreras lo cambiarás por una camiseta de la federación. ¡¡Yupi!!
  • Te ofrecen un seguro en esas carreras. Seguro que ya es preceptivo en cualquier prueba popular y que cualquier organizador contrata por su propia seguridad. Y que no te cubre si, por ejemplo, estás entrenando por ahí y te da un patatús. Sólo en carreras de carné.
  • Llevan un ranking de tus carreras. Como si no lo llevaras tú en una excel con tus cronometrajes. O Nike con su Nikeplus. O cualquier web de atletismo en la que te des de alta. No son capaces de gestionar bien el ranking de federados, lo van a hacer con 240000 nuevos usuarios.
  • Te ofrecen descuentos en determinadas tiendas, agencias de viajes, etc. Pero vamos, nada que tú, como usuario y consumidor, no tengas ya por el hecho de ser un cliente habitual en Ranning o Marathínez.
  • Otras múltiples ventajas como planes de entrenamiento y nutrición. Información valiosísima por escasa. Vamos, que si pones esas palabras en Google no sale ninguna entrada.
  • Y para la presentación utilizan a los atletas más mediáticos que tenemos: Chema Martínez y Marta Domínguez. Sabiendo que el primero, sobre todo, siempre ha demostrado un respeto increíble ante el deporte popular. Afecto que es recíproco entre los populares, pero que no será suficiente como para conseguir una aceptación de esta nueva regla, de este impuesto por correr.
Como veis, esto es todo un chollo. A rebufo de la simpática SGAE, la RFEA quiere cobrarnos por correr. Si no tienes el carnet no podrás participar en las pruebas adscritas al Calendario de la RFEA. Entre ellas Mapoma, Marató de Barcelona, Valencia, Sevilla, Donosti. La Behobia-San Sebastián, la San Silvestre Vallecana, medias maratones y pruebas de 10km por doquier tendrán que elegir entre subirse al carro de la RFEA o seguir con el espíritu popular que en algunos casos empieza a menguar. Correr nos hace libres, pero nadie dijo que habría que utilizar un camino de peaje.

Yo, personalmente, me declaro anti-carnet de ningún tipo. Y si es necesario correré solo o con amigos, en la Casa de Campo, en la sierra, en el Retiro o en alguna pista de atletismo. A no ser que pongan detectores para intrusos sin carné. Menos mal que mis amigos de Toledo me permitirán correr en el mejor maratón que existe.

Aquí tenéis la información oficial. Señores de la RFEA, como diría el gran Fernán Gómez..."váyanse a la mierda".

martes, marzo 16, 2010

XXXI Carrera del Agua

por: BassRunner

Después de una semana de entrenamientos que no me animaban en absoluto (piernas cansadas, falta de aire...) me disponía a tomar parte en la trigésimo primera edición de la Carrera del Agua. Tengo mucho cariño a esta carrera ya que en ella hice mi debut en un 10.000.
La mañana era fría aunque el sol se empeñara en otra cosa. A las 9:00 que tienen lugar las carreras últimamente es lo normal. De seguir así la cosa igual pronto hacemos carreras nocturnas.... Unos trotecillos de calentamiento (totalmente necesarios) y a colocarnos en la salida. El objetivo era arrimarme a los 50 minutos que, teniendo en cuenta los 52 de aranjuez y las 2 horas de la media de La Latina, era bastante realista a mi entender. Si bien la carrera es favorable (termina a menos altura que empieza) las sensaciones en los entrenamientos no eran buenas así que el plan a priori era no irme mucho de los 5'/km hasta el 3, bajar Bravo Murillo arañando segundos, guardar en Islas Filipinas para la cuesta de San Francisco de Sales y apretar los dientes hasta la meta.
Se dá la salida y nos tiramos cuesta abajo hacia el Bernabéu. Veo los globos de los tiempos todos juntitos y me digo: "Bueno, vamos a ver si pillamos al de 50'para que sirva de referencia". Al globo lo pillo abajo, junto al estadio, pero antes ya he tomado el tiempo en el Km. 1 ¡4:24! Demasiado rápido... pero si sólo voy dejándome caer. Revaso el globo y me encamino a subir Castellana en busca del Km. 2. Me lo tomo bastante tranquilo ya que tengo mas de medio minuto de margen (con respecto al plan inicial) así que me van pasando corredores constantemente. Llego al 2 ¡¡4:45!! ¿Se ha parado el reloj? -Pues no. El kilómetro 3 no llego a verlo así que espero noticias del 4, donde marco 9:53 sumando los dos. Aquí es cuando ya veo seguro el sub50, cosa que me anima muchísimo, y que, muy provablemente, la bajada de tiempo sea importante.
Pasando Cuatro Caminos me doy cuenta de que la rodilla apenas me ha molestado... bueno, al menos no como otras veces. Esto cambia una vez bajo la última parte de Bravo Murillo, Islas Filipinas y Cea Bermudez, aunque las molestias no dejan de ser bastante más leves...
Paré el 5 en 4:42 y el 6 en 4:40. He guardado para la cuesta pero sé que lo peor es el primer trozo así que me pongo un ritmo poco exigente que voy incrementando según se acerca el cruce con Guzmán el Bueno, donde la pendiente se suaviza. En este tramo no me pasan muchos corredores, lo cual me indica que no voy mal... El kilómetro 7 no logré verlo así que mi sorpresa fué en el 8 con ¡¡9:28!!
En el 9 pagué un poco la cuesta (4:51) pero en el último kilómetro me marqué unos fantásticos 4:33.

Total: 47:14 por mi reloj (osea neto).

Nota: Progresa Adecuadamente

jueves, marzo 04, 2010

III Maratón Solidario Circo Romano de Toledo

por: Zerolito

Escribo estas líneas cuando aún resuenan en mi mente el eco de las voces de los niños del colegio
Virgen del Carmen de Toledo Tengo la certeza de haber vivido una experiencia increíble, única. Siempre recordaré el 3 de Marzo de 2010 como el día en que unos niños (otros no tan niños) y la ilusión puesta en un proyecto común me llegaron a lo más hondo del corazón para instalarse en él. Gracias.
Realmente me cuesta comenzar esta crónica. Me parece imposible verbalizar todo lo acontecido en el Parque del Circo Romano de Toledo, lugar donde se celebró esta atípica maratón en la que participamos 24 afortunados. Empezaré por lo atlético y luego me meteré en harina con lo humano.

El día amaneció horroroso en Madrid pero fue despejándose según me acercaba a la Ciudad Imperial. Tenía serias dudas de cómo iba a terminar este maratón. "No lo has preparado, Zero, y sabes cómo se las gasta la maratona con los inconscientes" me decía mi Pepito Grillo particular. "Bueno, es tarde para lamentos; nos ponemos a correr y a ver qué sale", me contestaba.

Tras encontrar el lugar, a David (alma de la prueba) y a los amigos Yoku y Micra vamos a la salida. Nos retrasamos para que que Iván llegue, está en un atasco. Como decía, atípico y familiar maratón que espera a que el último de sus participantes llegue para comenzar. Ya estamos todos, con Cabesc, Ana y sus peques Luis y Bruno en su carrito, que harán parte de la prueba con nosotros entre los vítores del respetable. ¡A rodar! 110 vueltas al circuito de 384m. ¿No será muy aburrido y duro pasar 110 veces por tus propias huellas? Huellas de zapatillas de trail, por cierto, mis viejas Trabuco.

Los afortunados participantes del Maratón Solidario

Un somero resumen sería: la primera parte de la prueba fue bastante bien, acompañando la mayoría del tiempo a Cabesc, Ana y a las estrellas de la prueba Bruno y Luis; pero en la segunda mitad me encontré muy falto del fondo y de la fuerza necesaria para afrontar un maratón como me gusta. No fui consciente en ningún momento del ritmo al que iba ni de la distancia recorrida: yo simplemente corría. Yoku me acompañó unos cuantos km y pude trotar tras él y Julio Rey, que tuvo la gentileza de sumarse a la fiesta. También se nos unió el paquetillo Aspen, que dio una vuelta con nosotros antes de volver a su trabajo. Fue un placer, Juan. En un momento dado, ya muy cansado, pregunté a una voluntaria y me dijo "Te quedan nueve vueltas para acabar"; es decir, me había cascado 38.7km y quedaban apenas 3.5km. Así, parando un minuto cada media hora de rodaje conseguí unas más que honrosas 3h57m. Todo gracias a...

... el incondicional, inmenso apoyo que recibía cada vuelta por parte de los chicos/as del colegio Virgen del Carmen. Os puedo asegurar que emocionaba el cariño, la pasión, los incesantes ánimos, el griterío, las sonrisas, los choques de palmas de mano según pasaba. Que una y otra vez oigas "Vamos, Jesús", "Ánimo, campeón", "Lo tienes hecho", "Esos de rojo, que se ..." (también tiene su gracia, claro que sí).

Esto sí que es La Milla de Oro

Si ya estaba conmovido por la embriagadora sencillez del maratón, por su objetivo benéfico construido a base de esfuerzo, por esas pancartas hechas a mano y esos globos que adornaban el recorrido. Si David y sus compañeros estaban desde altas horas de la madrugada instalando tiendas y luego correrían el maratón. Si los niños han hecho con ilusión la medalla más bonita que haya recibido nunca. Si los profesores, padres, voluntarios, hermanas y demás personal involucrado hacen que te sientas en casa desde el primer momento, cómodo y relajado, todo esto no es nada comparado con el auténtico tsunami de cariño que recibimos por los niños del colegio. Desde las caritas redondas y sonrosadas de los pequeños de 3 años al esfuerzo de los ya adolescentes, ya sea en la pista, en el avituallamiento, en los puestos de la organización. Todos, absolutamente todos, participando en una fiesta en la que yo recibía sin descanso el mayor de los premios en forma de afecto y ánimos. Porque se desvivían para que estuviéramos cómodos, para que nos sintiéramos especiales, y os aseguro que lo consiguieron.

Simultáneamente a la prueba iban compitiendo en pruebas más cortas los chavales del cole. Ahora los de 5º, luego los pequeñines, ahora los mayores... se iban relevando tanto en la pista donde hacían sus carreras como en la recta de meta donde se amontonaban para animarnos. Ese momento era increíble. Para que os hagáis una idea, era mejor que pasar por Sol 110 veces en el Mapoma. Como subir 110 veces el Alpe d'Huez en el Tour. Inenarrable.

Los peques en su maratón particular

El maratón, además, lo ganó Micra justo en el momento en que lo hacía yo estaba en la línea de meta, con lo que fui el primero en felicitar a esta máquina del correr. Cuando yo terminé el mío también tenía entrega de diploma, medalla hecha por los más pequeños y foto en el podio, todo un detallazo. Nos fuimos al colegio donde nos duchamos y nos obsequiaron con una suculenta comida. Estupendo colofón a una mañana plena de sensaciones inolvidables. De vuelta a casa en el coche sonaba "Straight from the heart", de Toto. Mira tú que oportuno título.

No quiero olvidar el objetivo solidario de este evento, que no es otro que el de ayudar a la población de Fonds Parisien (Haití) en la construcción de una granja, como explican en la página web del Colegio Virgen del Carmen . Vuestras aportaciones irán destinadas directamente al desarrollo de esta comunidad. Podéis ingresar vuestro donativo en la siguiente cuenta de la Fundación Vic:
Titular: Fundación Vic
Concepto: Proyecto de granja en Fonds Parisien – Haiti”.
Cuenta: BSCH. 0049 0611 44 2310638829
Aquí os dejo con unas fotos recogidas del blog de Atletismo Toledano, de donde he sacado las que ilustran esta reseña. No dejéis de echarles un vistazo, os podréis hacer una pequeña idea de lo que os he contado.

Una parte de mi alma la dejé en el Circo Romano de Toledo. Mil gracias, de corazón.


Editado por BassRunner:


Manuscrito de este post, encontrado en una papelera